Control de mosca pinta en praderas de Buffel PDF Imprimir E-Mail

moscapINTRODUCCION

La mosca pinta o salivazo de los pastos como se le conoce comúnmente entre los productores, es un insecto que en sus etapas juveniles (salivazo), se alimenta de las partes blandas en la base de la planta así como de pequeñas raíces secundarias; en estado adulto se alimenta de la savia de los tallos y hojas del zacate. En grados de infestación altos de mosca J + de 10 salivazos/planta), puede reducir hasta un 50% la producción de forraje de una pradera de buffel.

Para combatir la mosca pinta es importante tener conocimiento del ciclo biológico del insecto así como el del zacate buffel para relacionarlos con las condiciones de temperatura, humedad ambiental y cantidad de lluvia acumulada durante el verano. El ciclo biológico de este insecto tiene 3 etap as: huevo, ninfas y adultos. En la región central del Estado de Sonora este ciclo es aproximadamente de 45 días, pero para la región sur donde la precipitación promedio anual es mayor de 350 mm, el insecto puede alargar su ciclo hasta 100 o 120 días dependiendo de las condiciones de clima prevalecientes.

 

TECNOLOGIA 

 

Los métodos de control más comunes para reducir la población de mosca en praderas de buffel son: aplicación de fuego controlado, uso de insecticidas, pastoreo, chapeadora y una combinación de éstos.

La selección del método de control dependerá de factores como: la condición de la pradera, del grado de infestación (número de insecto/ planta), superficie dañada a tratar, etapa de desarrollo del insecto y de la pradera, condiciones de temperatura, humedad ambiental, lluvia acumulada y costo de aplicación.

 

QUEMA CONTROLADA

La aplicación de esta práctica se recomienda durante el inicio del verano, antes de la época de lluvias. La pradera alcanza una temperatura de 400 a 700 °C destruyendo los huevos en la capa superficial del suelo pero sin causar daños al zacate. Con esto, se reduce la incidencia del insecto hasta un 95% y se mantiene limpia la pradera hasta por 5 años. La pradera debe tener suficiente material para efectuar la quema; por lo que se requiere por lo menos de 2.5 ton de M.S./ha, contar con brechas contrafuego de 3 a 4 m mínimo para prevenir accidentes, contar con información climatológica (dirección y velocidad del viento, humedad ambiental, etc.) y tener gente experimentada para aplicar la quema.

 

CONTROL QUIMICO

Con la aplicación de insecticidas como el Carbaryl (Sevin 80) a razón de 1.5 kilogramos de ingrediente activo por hectárea en praderas infestadas con 30 salivazos/planta, se logra un control entre 80 y 90 % de mortalidad del insecto y reduce el daño del forraje en un 40%; debiéndose aplicar en forma dirigida a la base de la planta. Esta práctica es recomendable únicamente cuando el insecto se presenta en áreas pequeñas y bien localizadas en el rancho. El potrero debe de excluirse del ganado por un período de 15 a 20 días para evitar problemas de intoxicación.

moscap

PASTOREO

El uso de pastoreo intensivo por períodos cortos durante la época de verano ayuda al control del insecto. El movimiento del ganado, el pisoteo y la reducción del forraje en el potrero afecta el desarrollo del insecto. Esta práctica permite una mayor penetración de los rayos solares en la base de la planta, lo que deshidrata los salivazos y los mata. La población del insecto se disminuye de un 90 a 95% y reduce el daño en el forraje de un 60 a 70%. Es recomendable pastorear las plantas hasta una altura de 15 a 20 cm durante el crecimiento del buffel.

 

CHAPEADORA

El chapeo o corte del forraje se usa donde la acumulación de éste es mayor que el que pueden consumir los animales, ó en situaciones donde no se cuenta con ganado suficiente para usar todo el forraje producido. Con el chapeo se pretende cortar el forraje a una altura de 15 a 20 cm. El principio de esta práctica es el mismo que en el pastoreo, pero el material que se corta no debe de dejarse en el terreno. Los resultados del control en el insecto y beneficios en la pradera son similares a los del pastoreo.

Cualquier método de control que se aplique debe de ser en las etapas más susceptibles del insecto que son los salivazos; no se recomienda tratar de controlar cuando el insecto es un adulto, porque el daño ya esta hecho en la pradera y las hembras ya han depositado sus huevos para el siguiente ciclo.

 

 

Esta publicación está autorizada por el Instituto Nacional de Investigaciones Forestales Agrícolas y Pecuarias.

Estas tecnologías son responsabilidad de quien las aplique.

 
< Anterior   Siguiente >
Todos los derechos reservados - Unión Ganadera Regional de Jalisco